jueves, mayo 30, 2024
HomeCOMUNIDADDe banca.

De banca.

HABLILLAS

Por: José Ángel Parra M.

Convertidos en jugadores de banca, sin personalidad alguna, Víctor Guzmán y Alexis Vega navegan en la medianía a pesar de que ni siquiera tienen, en su entorno, compañeros extranjeros que los “tapen”. El ingreso del Pocho, ante Tuzos, sucede al minuto 55 y el de Alexis, al 67, pero no pasa nada con ellos. Lo más probable es que, con el correr de las jornadas, el sacrificado sea el serbio Veljo Paunovic. Aunque en Chivas abogan por la supuesta unidad, lo más probable es que el divorcio entre los líderes y su estratega esté completamente sentenciado.

¿Dejarán de ser pusilánimes los mencionados futbolistas rojiblancos en cuanto se produzca el cese del entrenador del Rebaño? Hasta entonces, quizá, los veamos en su segundo aire y, conforme a los beneficios que otorga el certamen mexicano, habrá tiempo de sobra para que Chivas consiga el boleto a la fiesta. Y, si no, al menos al “play-in” que hoy forma parte de la ingeniería de la Liga MX. De momento, el descenso continúa. El equipo que antes de partir a la Leagues Cup registraba marca perfecta y prometía una temporada envidiable, ahora acumula cuatro encuentros sin ganar y apenas un punto de 12 disputados. Sí, una vergüenza.

En siete participaciones de nueve posibles, el Pocho Guzmán, con trabajos, suma cuatro juegos como titular y 386 minutos disputados. Cero goles y un penalti fallado. Entre tanto, Vega acumula cinco actuaciones, cuatro como titular y una triste diana, además de 307 minutos en la cancha. La decepción es evidente, porque se trata de elementos indispensables para darle un rostro distinto a la oncena.

Después dirán que venían de problemas físicos o que, simplemente, pasan por un mal momento. Otros opinarán que Veljko no les saca el mayor provecho y al banquearlos les está haciendo daño a ellos y a la institución. El tema es que justificar tanto a los futbolistas resulta contraproducente, como también lo es intentar crucificarlos. Lo conveniente sería que antes de pensar en el cese del entrenador o de más cambios, ellos levanten la mano y demuestren que están para defender a uno de los equipos más importantes de nuestro futbol. Porque son ellos quienes tienen que asumir la responsabilidad para dar paso a que después las nuevas generaciones lleguen fortalecidas. Esta es su oportunidad con Chivas y con el Tricolor.

RECIENTES