Un niño de dos años murió tras ser atacado por un perro de la raza pastor belga. El menor de nombre Dereck fue llevado de urgencia al Hospital Universitario para su atención, pero el parte médico indica como causa de su fallecimiento una hemorragia provocada por las mordeduras que recibió en el rostro.

El siniestro se registró en un domicilio de la calle Ana María García en la colonia Emiliano Zapata.

Trascendió que el menor, que se encontraba en el patio de su domicilio, se acercó al pastor belga cuando estaba comiendo y fue atacado.

Los familiares trasladaron al menor a un centro de salud cercano, pero les indicaron que no contaban con la instrumentación necesaria para atender una emergencia de esa magnitud, así que solicitaron el apoyo de una ambulancia de Protección Civil municipal.

Tras los hechos, el animal fue trasladado a la perrera municipal, mientras que las autoridades toman el parte y realizan las investigaciones correspondientes.

Consternada, la familia señaló que la intención será llevar el cuerpo del menor al estado de San Luis Potosí, de donde son originarios, pero su situación económica no se los permite, por lo que esperan el apoyo de alguna institución gubernamental para cubrir el traslado y los gastos funerarios.