El presidente Andrés Manuel López Obrador defendió la contratación de médicos cubanos en el Sector Salud del país y dijo que es una actitud “hipócrita” e “inhumana” el cuestionar las condiciones en las que fueron contratados estos galenos, mientras aseguró que “les guste o no les guste” a sus opositores se seguirán contratando médicos del extranjero.

Luego que un reportero le preguntó al presidente en su conferencia de prensa de este martes por las condiciones bajo las que fueron contratados los médicos de la isla, López Obrador dijo que la salud no tiene que ver con política ni fronteras y sentenció que “les guste o no les guste” a sus opositores “vamos a seguir contando con el apoyo de médicos especialistas que no tenemos en el país”, dictó.

“Yo quiero llamar la atención sobre esta actitud hipócrita, inhumana, conservadora de estar concibiendo la salud como un privilegio y no un derecho”, añadió Obrador respecto a la contratación de médicos cubanos.

También se le preguntó al presidente bajo qué condiciones fueron contratados, a lo que el mandatario respondió de manera golpeada: “Me parece infame estar cuestionando que vengan médicos especialistas de Cuba, porque durante mucho tiempo se abandonó la educación pública y no se formaron en México médicos suficientes”, lanzó el presidente molesto.

El presidente subrayó que no va a dar un paso atrás para seguir transformando a México y aprovechó para arremeter en contra de sus opositores a quienes llamó racistas. Asimismo, acusó que la culpa de que no hubiera médicos especialistas en México “es de los que se dedicaron a saquear al país”.

En su oportunidad el secretario de Salud, Jorge Alcocer Varela dijo que se va a resolver de raíz a el problema de la falta de médicos especialistas en México, “tenemos un déficit de 154 mil especialistas, y 34 mil médicos generales” y añadió que están reportándose médicos, mientras puntualizó que no se hizo caso “al canto de las sirenas”, por lo que se está yendo a la raíz en las escuelas de salud.