A fin de contribuir a que prosperen en esta ciudad los negocios familiares, el Presidente Municipal, Cruz Pérez Cuéllar, acompañado de su equipo de trabajo, acudió a desayunar a La Cabaña de Tony.

El negocio es atendido por Marco Antonio Ledezma y su esposa Clara González, ambos originarios de la Ciudad de México.

Conforme ha crecido su familia, más integrantes colaboran en la preparación de alimentos para servirlos en el local, siendo su especialidad el pozole y los huaraches estilo Ciudad de México.

Platicaron que tras el temblor registrado el 1986 en su ciudad de origen, llegaron a Juárez con la idea de abrir un local de comida típica mexicana.

Desde 1993 ofrecen de lunes a domingo, de 8:00 a 17:00 horas, diversos platillos mexicanos a los comensales en su local, situado en la avenida Gómez Morín, entre Ejército Nacional y Waterfil.

Actualmente el negocio es atendido por tres generaciones, es decir por los señores Marco Antonio y Clara, además de sus hijos y nietos.

Doña Clara dijo que son originarios de la Ciudad de México, sin embargo ya son juarenses, pues esta ciudad les dio la oportunidad de seguir adelante en sus planes.