La Sexagésima Sexta Legislatura de Chihuahua, exhortó de manera urgente a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, así como a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), para que replanteen los mecanismos de fijación de las tarifas finales de energía eléctrica del suministro básico, y modifiquen el Acuerdo 123/2017 por el que se autorizan las tarifas finales de energía eléctrica del suministro básico a usuarios domésticos, con la finalidad de que se adecuen los cobros tomando en cuenta las condiciones climáticas de la región y cesen los aumentos en el Estado de Chihuahua.
Los aumentos en los precios de la energía eléctrica, han continuado a la alza, sin importar que se cuenta con un subsidio fiscal que se destina anualmente a las tarifas de consumo de energía eléctrica, señaló la diputada Anna Elizabeth Chávez Mata al presentar la iniciativa aprobada de manera urgente.
“Dentro del consumo doméstico con subsidio únicamente la demanda básica recibe apoyos del gobierno, pero cualquier excedente se cobra de manera ordinaria, incluso durante la pandemia. Por tanto, quienes ya dentro de la tarifa básica aumentaron su uso de energía en alrededor de 20%, habrán visto incrementos de hasta 60% en las tarifas, esto se incrementa más dependiendo de la región, con aumentos de más de 40% hay quienes han experimentado incrementos del doble en sus recibos.  Es decir, el subsidio no es aplicable para quien excede la tarifa básica”, agregó la Legisladora.
Al llegar a abril, el consumo básico de los primeros 75 kilowatts para los usuarios domésticos se estableció en 0.861 pesos por kilowatt hora, con lo que tuvo un incremento de 2.9% en comparación con el mismo mes del año anterior, pero ello solo hablando del consumo básico, no así si llega a pasar al consumo intermedio el costo es 1.043 pesos por kilowatts y si llega a alcanzar el consumo excedente su alza alcanza 3.050 pesos por kilowatts, esto solo en el mes de abril, sin mencionar que cada mes contempla un incremento a las tarifas de consumo de electricidad.
Deben considerar que hay regiones como el Estado, que es imposible que la población no exceda la tarifa básica, pues las condiciones climáticas son extremas durante todo el año, alcanzando fácilmente los 40 grados centígrados durante el verano, con una sensación térmica mucho más elevada, mientras que en invierno alcanzan valores de hasta -15ºC, dependiendo del municipio.
Aunado a lo anterior, debido a la pandemia generada por el COVID-19, las condiciones económicas de muchas familias se han visto afectadas, por ello y en énfasis a lo planteado anteriormente por el Legislativo de Chihuahua, se insiste a la Federación para que se otorgue un beneficio palpable para las y los chihuahuenses, para que sean replanteados términos del Acuerdo por el que se establecen las tarifas finales de energía eléctrica del suministro básico a usuarios domésticos y que las tarifas domésticas no sigan en aumento, sino se busque un equilibrio tomando en cuenta las condiciones climáticas de cada región; finalizó la Legisladora.