Califica Javier Corral de “rara” la resolución del Tribunal Colegiado pero asegura que no lo exime de que sea presentado para responder por los delitos cometidos

El gobernador Javier Corral Jurado aseguró que para las autoridades de Chihuahua no representa problema alguno “la rara” resolución de amparo que promovió el exgobernador para evitar ser detenido cuando sea extraditado a México.

“No hay ninguna suspensión definitiva del amparo. En realidad es una resolución que a nosotros no nos preocupa. Cuando él sea extraditado a nuestro país, lo recibirán las autoridades correspondientes para su detención. Ni modo que la extradición se vaya a producir sin nuestro conocimiento”, declaró a medios de comunicación en gira de trabajo por el municipio de Saucillo.

Dijo desconocer cuál sea la motivación, o qué es lo que se pretenda derivar o interpretar de esa “rara” resolución.

Sin embargo, aseguró que “para las autoridades de Chihuahua no significa ningún problema. Lo que nosotros buscamos es precisamente que él comparezca ante los tribunales de Chihuahua. Porque es aquí donde se emitió la orden de aprehensión. Así que no tenemos por qué pensar que las autoridades de Chihuahua no actuarán en su detención, lo harán”.

Al ser cuestionado sobre la posibilidad de que la Federación pueda atraer el caso, Corral negó tal posibilidad, “porque no fue así la solicitud de extradición”.

“Es una orden de aprehensión emitida por una juez del Distrito Judicial Morelos, del estado de Chihuahua, en el que hay varias causas de carácter penal por peculado, desvíos millonarios de recursos públicos para su beneficio personal y tendrá que comparecer ante los tribunales de Chihuahua”, reiteró.

Ejemplificó que los procesos de extradición son procesos muy concretos, procesos muy definidos, que son por la causa que se presenta y por las órdenes de aprehensión en qué se sustenta.

“Y no hay ninguna sola orden de aprehensión de carácter Federal en el caso del ex gobernador en la solicitud del proceso de extradición”, manifestó.

Comentó que hace poco más de un mes se vio el cierre de esa instrucción de la audiencia de la juez de la corte de Florida, “en la que prácticamente adelantó por sus propias palabras, que ella sí veía causa para acreditar y certificar el proceso de extradición”.

Entonces, consideró que es muy probable que ante la inminencia de esa resolución final, se estén promoviendo instrumentos, amparos o cuestiones legales para evitar el proceso.

“Pero eso es muy difícil que lo puedan conseguir”, concluyó el gobernador.