• El partido en el poder prefiere asignar recursos al estadio del hermano del presidente, y se olvida del campo, la educación, las mujeres y la salud.
• La actual administración no es capaz de planear una estrategia contundente para resolver la crisis económica, en beneficio de sectores afectados.

Ante la decisión del gobierno de México de asignar 89 millones de pesos a la remodelación del estadio de béisbol Guacamayas de Palenque, cuyo fundador y directivo es Pío López Obrador, hermano del presidente de México, el Partido Revolucionario Institucional (PRI) señaló que hoy, ese recurso podría salvar vidas, pero éstas no son las prioridades del partido de Morena.

“Se han olvidado del campo, de los trabajadores, de la educación, las mujeres y el sector salud”, apuntó, en sus redes sociales, la dirigencia del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) priista, encabezada por Alejandro Moreno y Carolina Viggiano.

El Revolucionario Institucional destacó que los mexicanos enfrentamos una de las peores crisis económicas en la historia de nuestro país, y la actual administración no ha sido capaz de plantear una estrategia contundente en beneficio de los sectores más afectados.