Olga Sánchez Cordero, titular de la Secretaría de Gobernación (Segob), reconoció que en México, la crisis sanitaria ha agravado las condiciones de los migrantes en temas como pobreza, desigualdad y desastres naturales.

“En nuestro país la migración es un tema sumamente relevante con una realidad compleja, debido a que tenemos uno de los flujos más grandes del planeta; además, en México y el resto de los países, la pandemia ha agravado los problemas preexistentes y ha generado otros nuevos. La pobreza, la desigualdad y los desastres naturales son solo algunas de las problemáticas que enfrentan los migrantes en su viaje para buscar mejores oportunidades para su desarrollo”, destacó durante su participación en la XXV Conferencia Regional sobre Migración.

Expuso que en el tránsito migratorio, las personas se exponen a una serie de riesgos que los ponen en peligro, lo que se mantiene cuando llegan a sus destinos, ya que, por el racismo y la discriminación, siguen viviendo condiciones de vulnerabilidad.

Todos esos fenómenos representan algunas de las problemáticas a que enfrentan miles de migrantes en su viaje para buscar mejores oportunidades y un entorno más favorable para su desarrollo y donde en el trayecto, además, las personas se exponen a riesgos y a condiciones de vulneración de sus derechos humanos”, subrayó.

Por su parte, el subsecretario de Derechos Humanos y Población, Alejandro Encinas, expuso que si bien ese año se han detectado reducciones en los flujos migratorios, “sin embargo, estamos esperando que en los próximos meses se detonará” ese fenómeno, derivado de la apertura de fronteras y también por los fenómenos climáticos que se han presentado recientemente en Centroamérica.

En ese sentido, detalló que “en México no se detuvo la recepción de solicitudes de refugio y solamente entre enero y octubre de 2020 se recibieron 11 mil 736 solicitudes de nacionales de Honduras, 3 mil 103 de El Salvador que representan el 46 por ciento del total”.